Close

diciembre 18, 2019

Viaje Diciembre 2019

Desde que en 2008 Jero Chemes decidió hacer solo su primer viaje a El Impenetrable, con un Ford F100, llevando 1300 kilos de carga, hasta el día de hoy, han pasado muchas cosas. En la vida de Jero, en la vida de la gente que habita El Impenetrable y en la vida de todos los que forman parte de la La Chata Solidaria.

Porque en estos 10 primeros años, las ganas de ayudar de una sola persona se transformaron en una ONG que está compuesta por soldados decididos a dejar todo por esas personas que sólo necesitan “algo”. Lo que pasa es que para entender de que se trata ese “algo”, hace falta mucho tiempo, esfuerzo, sacrificio y, sobre todo, muchas ganas.

Así fue como llegamos a este último viaje a El Impenetrable con 6 Ford Ranger transportando unos 9.000 kilos y 20 integrantes de La Chata Solidaria, entre profesionales de la salud, equipo de logística, equipo de construcción y eximios conductores que aseguren que nada impide que La Chata Solidaria llegue a donde la gente lo necesita.

En general, La Chata Solidaria hace 3 tipos de viajes.

  1. Entrega de donaciones (alimentos, agua, ropa, juguetes) y atención primaria de salud “Casa por Casa”, en la mano de la gente –sin intermediarios–.
  2. Construcción de obras de infraestructura con materiales nobles y perdurables.
  3. Montaje de hospitales en escuelas para atender comunidades enteras con especialidades que la gente de El Impenetrable no puede siquiera soñar.

Muchas veces combinamos los viajes de entrega con los de construcción porque ya tenemos una logística aceitada y podemos hacer las dos cosas a la vez. Pero nunca habíamos hecho las tres. Hasta ahora…

Sí, por primera vez en nuestra historia separamos el equipo de La Chata Solidaria en dos unidades independientes entre sí que entraron a El Impenetrable por distintos accesos e hicimos las tres cosas en un mismo viaje.

Y lo que parecía complicado terminó siendo el éxito mas grande que hayamos logrado en un solo viaje.

  • Cruzamos El Impenetrable –una vez más– de punta a punta, recorriendo sólo dentro de El Impenetrable, más de 1000 kilómetros. ¿Leyeron bien? Sí, más de 1000 kilómetros en medio de la selva.
  • Terminamos el Segundo Jardín de Infantes, nuestra cuarta obra de infraestructura.
  • Montamos cuatro hospitales en distintas escuelas y atendimos comunidades enteras –más de 1.600 personas–.
  • Llegamos a cientos de personas con nuestro “Casa por Casa” repartiendo donaciones y haciendo atención primaria.
  • Dictamos un curso de RCP y primeros auxilios, adaptado a la realidad de la gente que habita El Impenetrable.
  • Socorrimos un accidente de moto.
  • Curamos gente con Lepra.

¡¡¡Todo esto en sólo 7 días…!!!

Y estamos en condiciones de afirmar que La Chata Solidaria es la ONG que más obras construyó en El Impenetrable de forma privada. Y son obras de materiales nobles, nada de madera. Todo “Calidad Hijo”.

Es imposible dimensionar todo en una sola nota, por lo cual separamos este viaje en varias notas para que conozcan cada detalle de lo que se hizo con fotos y pequeños videos crudos –sin editar–, totalmente reales.

¿Pero saben por qué hicimos semejante viaje y nos arriesgamos a separarnos y hacer tres cosas al mismo tiempo, por primera vez? Por varias razones…

En primer lugar, porque contamos con el apoyo incondicional de Ford, que nos había confirmado 5 Ford Ranger y, una vez más, producto de la necesidad de llevar más carga, a último momento –un sábado– le pedimos una chata más y, sin dudarlo, estuvieron otra vez de nuestro lado. Sí, llevamos 6 Ford Ranger… Más allá de la compañía, son personas extraordinarias en lo humano, que entiende el espíritu de La Chata Solidaria.

A último momento se sumó YPF a La Chata Solidaria que, en tiempo récord, emitió una tarjeta “En Ruta” cubriendo gran parte del combustible. Descontamos que la alianza con YPF será como todo lo que hacemos en La Chata Solidaria: a largo plazo. Demás está decir que esta alianza nos permitirá hacer muchas más cosas.

Por otra parte, agradecemos a la comunidad de Autoblog –que es incondicional– y, como siempre a la empresa Fensterhaus que en esta oportunidad donó las aberturas del jardín.

Además, la empresa Exagadet SA (Ricardo y Matías Simoni) colaboró nuevamente con combustible, nuestro querido Victor Materia con mercadería y combustible, Megatrans y Martinez y de la Fuente con el techo completo del Jardín, nuestro amigo Pablo Castro y Rojas materiales (Matías Rojas) con el resto de los materiales con que se hizo el jardín, y Calello Hermanos con el piso de mármol. También a MovilizaRSE.

Y obviamente, y por sobre todas las cosas, Ustedes… Los que hace más de 10 años nos apoyan y nos ayudan a construir este sueño increible que llevamos a cabo, aportando dinero en nuestra cuenta, mercadería en los centros de recolección y cariño en las redes sociales.

Entonces, como hicimos tanto y hay mucho material, esta vez no será una sola nota con un video largo. En los próximos días publicaremos una serie de notas con sus respectivas fotos para que sepan al detalle todo lo que hicimos.

Se los anticipamos:

EL IMPENETRABLE HOY ES UN LUGAR UN POQUITO MEJOR QUE ANTES DEL 1 DE DICIEMBRE.

PORQUE NOSOTROS NO NOS RENDIMOS NUNCA.

El equipo de La Chata Solidaria.

Agradecemos a:

FORD.

YPF.

Fundación Banco de La Nación Argentina

CAÑOSSILEN.

Concesionario Ford SIMONE, La Plata.

Concesionario Ford PINASCO, Dolores.

Zackspeed

MovilizaRSE

Fensterhaus

Exagadet SA (Ricardo y Matías Simoni)

Victor Materia.

Megatrans y Martinez y de la Fuente.

Pablo Castro y Rojas materiales (Matías Rojas).

Calello Hermanos con el piso de mármol.

Celina Brutti y Dr. Daniel Galimberti de Derma Internacional.

Marina Vandevalle y Optica Nueva Imagen.

Maga Busaniche.

Mascha Lavsova.

María Florencia Pardo.

Carlos Alberto Logo.

Eliseo Cantón.

María trinidad Botti.

Virginia Gardella.

María José Cantisano.

María Laura Grosso